En Comú Podem denuncia en el Senado las injerencias políticas en órganos superiores de justicia

El senador del grupo de En Comú Podem, Joan Comorera, ha interpelado al Gobierno para denunciar la falta de imparcialidad política de los órganos superiores de justicia como son el Tribunal Constitucional, el Ministerio Fiscal y el Consejo General del Poder Judicial. Comorera, ha hecho especial énfasis en la falta de imparcialidad política que existe entre los magistrados que forman parte del Tribunal Constitucional, una situación que ha tachado de contradicción ya que, como ha explicado, “los jueces, por ley, no pueden afiliarse a ningún partido político o sindicato y esto no ocurre con los miembros del TC “. “Para garantizar la imparcialidad política que rige los principios del Tribunal Constitucional, no debería haber personas que hayan tenido cargos políticos en ningún partido”, ha exigido Comorera, recomendando establecer un régimen de incompatibilidades.

Comorera, además, ha incidido en el deterioro de la democracia que supuso el cambio en la ley sobre el Tribunal Constitucional de 2007, en que se establecía un sistema para dar entrada a magistrados autonómicos que dieran respuesta a las diferentes sensibilidades. “Es un fraude que el PP y el PSOE se pongan de acuerdo para nominar a los mismos candidatos en todas las autonomías que controlan, están convirtiendo el TC en la 3ª Cámara de nuestra democracia”, ha explicado, ya que considera que el criterio seguido para elegir los magistrados no ha sido ni el mérito, ni las capacidades de cada uno, sino que ha sido un “reparto”. El senador ha avisado que esto implica que el tribunal se esté “politizando y convirtiendo en una cámara partidista y sin legitimidad social”.

Entre las preguntas que ha formulado el senador también se figuraban sobre la independencia del Consejo General del Poder Judicial, un órgano que Comorera cree que es “sumiso al Gobierno” y que nombra cargos de libre elección afines al Gobierno. “Están preparándose un entorno ideológico propicio para el control judicial, eligen los miembros de órganos de derecho siguiendo criterios de afinidad y cuotas políticas, esperando que actúen tal y como los representantes de los grupos políticos mandan y no con independencia”, ha criticado , añadiendo que “el acceso al CGPJ no es parlamentario, es partitocrático, por lo que el clientelismo está servido”.

Por otra parte, Comorera también ha preguntado por la posibilidad de crear un nuevo Estatuto para el Ministerio Fiscal para evitar la penetración ideológica que está sufriendo debido a la elección de Fiscales Generales afectos a un partido político. “El ejecutivo está extendiendo su poder más allá de donde debería, no podemos permitir que se elija un Fiscal General a dedo”, ha reprochado el senador ya que considera que no se está teniendo en cuenta el perfil o las cualidades humanas de los candidatos, sino su afiliación. “Existe una sensación de sumisión al poder ejecutivo”, ha denunciado.

Sobre el TC, Comorera también ha criticado la falta de paridad ante el hecho de que sólo haya dos mujeres por diez hombres. “Resulta paradójico que un organismo que debe garantizar la igualdad entre los ciudadanos no sepa hacerlo dentro su estructura”, dijo, animando a introducir mecanismos de discriminación positiva y establecer cuotas. “Es sospechoso que no haya mujeres que reúnan los requisitos para acceder a estos organismos públicos”, ha denunciado el senador.