Unidos Podemos – En Comú Podem – En Marea insta al ministro Nadal a establecer mecanismos de corrección para evitar más subidas de la luz

Piden una reunión urgente con todas las fuerzas políticas  para impulsar una reforma del sector. 

Ante la subida de la luz, que está marcando los precios más altos desde 2013 y que puede encarecer  la factura hasta 100 € más al año, Unidos Podemos insta al ministro de Energía a convocar a las fuerzas políticas para tratar esta cuestión de forma urgente. Además, solicita la comparecencia del presidente y la vicepresidenta de la CNMC para que expliquen la actuación del organismo, tanto desde el punto de vista de la competencia, como de regulación ante esta alta subida de precios.

Según Josep Vendrell, portavoz de la comisión de Energía y diputado de En Comú-Podem “El ministro acepta como una fatalidad la subida del precio de la luz, cuando en realidad es consecuencia de una mala regulación resultado de la política de gobiernos anteriores, tanto del PSOE como del PP. Es urgente la convocatoria de todas las fuerzas políticas para impulsar la reforma del sector eléctrico. Parece que el ministro se ha olvidado del compromiso de impulsar un pacto de estado por la energía”

Con independencia de que la CNMC, como organismo independiente actúe para determinar si ha habido un abuso o un incumplimiento de la Ley del sector eléctrico en la fijación de precios; para Unidos Podemos – En Comú Podem – En Marea es necesario establecer mecanismos de corrección en la subasta eléctrica para la energía hidráulica y nuclear, que permitan bajar el precio de la electricidad, tal como sucede en otros países como el Reino Unido, donde ya existen este tipo de medidas para la energía nuclear, o como ya tienen las renovables en el sistema eléctrico español.

“El actual mecanismo de fijación de precios favorece claramente al oligopolio y perjudica a las familias y a la economía española, especialmente las PYMES. Debe ser por tanto una prioridad política abordar su reforma” ha declarado Rosa Martínez, coportavoz de EQUO y portavoz adjunta en la comisión de Energía.

Desde octubre del año pasado hay una tendencia al alza en todos los mercados eléctricos de Europa, sin embargo el impacto que esta subida de precios tiene en las personas consumidoras es muchísimo mayor en España a causa del diseño del sistema eléctrico.

Una menor producción de energía procedente de renovables e hidráulica ha supuesto una mayor entrada entrada del gas y el carbón en el mix eléctrico a precios sustancialmente más altos que hace meses.  Además de aumentar el precio de la factura, una mayor participación de carbón y gas supone un aumento las emisiones de CO2, que una vez ratificado el Acuerdo de París, España se ha comprometido a  reducir.

Vendrell y Martínez denuncian que, en momentos de alto precio de la electricidad como el que estamos viviendo, los llamados “Windfall profits”  o “beneficios caídos del cielo” de las eléctricas aumentan considerablemente. Esto es debido a que tanto la generación hidroeléctrica como la nuclear tienen bajos costes variables y sus costes de inversión han sido ya amortizados. Por tanto, al vender a precio de mercado obtienen amplios beneficios, que se ven notablemente incrementados por los altos precios fijados por el gas y el carbón.

Esto supone que son las empresas propietarias de las centrales de gas y carbón, que terminan fijando el precio de la electricidad en el mercado, las mismas que consiguen los “windfall profits” de nucleares e hidroeléctricas. Por tanto, los beneficios extraordinarios que consiguen las eléctricas con este mecanismo van en detrimento del coste social que soportan muchas familias que están padeciendo pobreza energética.

Esta situación  reafirma la urgente necesidad de realizar una auditoría de costes y peajes del sector eléctrico para conocer de forma detallada y exacta los costes reales de la electricidad.